Blog de Espionaje

¿Que es un inhibidor de frecuencias?

¿Que es un inhibidor de frecuencias?

Un inhibidor de frecuencias es una cosa que puede bloquear o interferir con las señales de radio que utilizamos para comunicarnos, como las que usamos en nuestros teléfonos móviles o en la radio del coche.

Algunas veces, la gente usa los inhibidores de frecuencias para proteger su privacidad o para evitar que otras personas escuchen sus conversaciones. Otras veces, se usan para evitar que los dispositivos electrónicos interfieran entre sí o para protegerse de la interferencia electromagnética. Los inhibidores de frecuencias pueden ser muy pequeños y portátiles o pueden ser más grandes y fijos.

¿Se pueden comprar los inhibidores de frecuencia?

La legalidad de los inhibidores de frecuencias varía según el país y la región. En algunos lugares, la posesión y el uso de inhibidores de frecuencias está prohibido por completo, mientras que en otros lugares está permitido bajo ciertas condiciones o para fines específicos. Por ejemplo, en algunos países, los inhibidores de frecuencias sólo están permitidos para uso gubernamental o de seguridad, mientras que en otros países están permitidos para uso comercial o doméstico siempre que cumplan con ciertas regulaciones.

Es importante tener en cuenta que el uso ilegal de inhibidores de frecuencias puede tener consecuencias graves, incluyendo multas y sanciones penales. Si está considerando adquirir o utilizar un inhibidor de frecuencias, es importante asegurarse de que esté permitido en su país y de que se utilice de manera legal y responsable.

¿En España es legal comprar un inhibidor de frecuencias?

En España, la compra de inhibidores de frecuencias está permitida, pero su uso está restringido. De acuerdo con la Ley de Propiedad Intelectual de España, es ilegal utilizar inhibidores de frecuencias sin autorización para interrumpir o perturbar la transmisión de cualquier señal de radio. Esto incluye la utilización de inhibidores de frecuencias para impedir que otros utilicen dispositivos de comunicación, como teléfonos móviles o radios.

Es importante tener en cuenta que el uso ilegal de inhibidores de frecuencias puede tener consecuencias graves, incluyendo multas y sanciones penales. Si está considerando adquirir o utilizar un inhibidor de frecuencias, es importante asegurarse de que se utilice de manera legal y responsable y de obtener la autorización necesaria antes de utilizarlo.

Funcionamiento del inhibidor de frecuencias

Este dispositivo electrónico trabaja bloqueando frecuencias determinadas. El funcionamiento de los inhibidores dependerá del tipo de dispositivo en cuestión. Algunos generan “ruido” con el fin de saturar dichas frecuencias y llenarlas de información que no sea real. De esta forma, se impide cualquier tipo de comunicación en ese radio de acción. El fin es que esas comunicaciones no lleguen a su destino.

Lo que hace al final un inhibidor de frecuencias es emitir una señal mucho más potente que impedirá que puedas oír bien cualquier otra en esa zona de acción.

Originalmente, estos inhibidores se usaban en la Segunda Guerra Mundial entre los bandos enemigos para interferir las comunicaciones. Una tecnología potente que en malas manos pude servir para hacer daño, para hacer más vulnerable la seguridad de terceros. No obstante, en lugares específicos, y con un buen uso, pueden ser interesantes. Puede, por ejemplo, servir para impedir la activación a distancia de aparatos explosivos. En algunas universidades se han usado para evitar el uso de pinganillos en los exámenes de los estudiantes, para así evitar la comunicación con el exterior y poder copiar en los exámenes.

Los inhibidores de frecuencia y las comunicaciones móviles

Hay que recordar que una comunicación desde nuestro dispositivo móvil es una transmisión de radiofrecuencias. En estos casos, se hace referencia a las señales que son transmitidas en el espectro radioeléctrico entre nuestros terminales y otra estación base, por tanto, como cualquier otra señal, esta también podría ser interrumpida por una emisor de mayor frecuencia. Los inhibidores para los móviles saturan la señales mostrando un mensaje de “sin cobertura” en la pantalla de un móvil.

¿Son legales los inhibidores de frecuencia?

La tecnología de los inhibidores de frecuencia es ilegal para los particulares. No obstante, está al alcance de las personas, por lo que no es imposible que alguien con mala intención se haga con uno de ellos. Lo cierto es que estos inhibidores de frecuencia son usados por ladrones para interferir con las alarmas de seguridad como herramienta para delitos organizados.

Los ladrones usan estos inhibidores de frecuencia en casas en las que es evidente que hay alarmas de seguridad. Se activan cerca de estas alarmas, interfiriendo así en su señal y evitando la comunicación con la centralita. Por tanto, un inhibidor de frecuencia puede hacer que el buen funcionamiento de un sistema de seguridad fracase.

¿Hay solución a los inhibidores de frecuencia?

No podemos decir que tengamos la solución a los inhibidores de frecuencia. Lo que sí se puede decir es que no es lo mismo colocar una alarma, con su cartel correspondiente y sus sensores a la vista, que colocar una cámara oculta. Colocando una cámara oculta, los ladrones pueden llegar a confiarse y pensar que esa vivienda o negocio no está protegido.

¿Qué tipo de cámara espía podría funcionar como una cámara de vigilancia?

En nuestra tienda de cámaras espías (Camaras-espias.com) contamos con muchos tipos de cámaras ocultas. No obstante, en este caso en concreto nos parecen interesantes las cámaras IP o las cámaras espía Wifi. Por ejemplo, tenemos la Cámara 4G. Esta cámara es de lo más sutil, por lo que nadie se dará cuenta de que está colocada. Además, tiene detección de movimiento, algo que, aunque no hace que ahorre batería, consigue que el dispositivo espía grabe únicamente cuando alguien entre en el ángulo de visión, que, por cierto, es de 160º.

Es programable, por lo que podremos decidir que grabe únicamente cuando no estemos en casa. Lo más interesante es, además, que esta cámara nos permite ver en directo lo que graba. Además, en el caso de que detecte movimiento, podemos programar una alarma para que nos avise en el móvil.